[CINÉFILO PROMEDIO] «Un príncipe en Nueva York 2» – (Coming 2 America)

El retorno del Rey, la comedia

No es solo una defensa del regreso del príncipe Akeem diciendo que este periplo no es tan malo, -de hecho se hace bastante llevadero-. Es simplemente que «Un príncipe en Nueva York 2» (2021) tiene dentro de sus parámetros un par de virtudes que es innegable le juegan a favor al momento de verla.

Todo parte por el espectador. El público de «Coming 2 America» es de nicho, generacionalmente acorde a una película predecesora que sin ser magnífica era graciosa, peculiar y marcó uno de los puntos altos de Eddie Murphy en 1988. De ahí inicia la segregación natural de los reales interesados por ver esta historia de secuela que se ríe de si misma.

Ese es uno de sus dos principales aliados; «Un príncipe en Nueva York 2» no se toma demasiado en serio, juega con los clichés, sus propias referencias y aunque incluso a veces lleva este empeño hasta el abuso, es una comedia que asume su liviandad con desparpajo y se burla de sus lugares comunes. Reflexión aparte merece un contexto tan delicado como el actual en temas raciales y de clase de los cuales se desprende con irresponsabilidad aliviadora.

El segundo factor es que traspasa la pantalla el hecho que se divirtieron realizándola y eso se nota. La buena química en los sets se traduce en un semblante acorde en el espectador. Otras anotaciones a consignar; que sea anticipable es parte del juego de «auto homenaje» y no está demás decir que su humor es para mayores de edad con creces.

¿Por qué entonces con varios puntos a favor decimos que es solo una película regular o coqueteando con lo pasable? Sin duda esto pasa por lo excluyente que resulta para los nuevos públicos. Su autoreferencia resulta en guiños entrañables a la obra original pero que marginan al resto. Es un «revival» mejor que «Bill & Ted», quizás abusando de algunos guiños a la original, calcando mucho de su propio argumento pero aún así queda relativamente bien parada.

Recomendación: De nicho nostálgico. Suficiente, aceptable, pasable. Asume cada uno de sus clichés y autoreferencias, riéndose de sí misma. Sin ver la precuela tiene poco sentido.

Deja un comentario