[A LA CARTA] Muteki Sushi: Sabor para todos los bolsillos.

Muteki, recomendable.

Muteki, recomendable.

Aún no conozco quien haya quedado indiferente luego de haber probado los bocados de este local emplazado discreta y humildemente en el nuevo barrio Toesca de la capital. Entre el bullicio de República y el verde familiar del Parque Ohiggins, en calle José Miguel Carrera un grupo de jóvenes con estudios en gastronomía decidió montar este local, no muy grande ni espacioso pero donde es posible si se quiere degustar al paso muy buenos sabores inspirados en oriente.

Lo de la mera inspiración va porque a extranjeros con los cuales se puede hablar, se les hace por decir lo menos extraño la fijación del chef nacional por incluir queso crema en el sushi. No les calza. Sin embargo, este proceder está casi institucionalizado en cuanto restobar existe, al menos en nuestra zona central y como tantas otras cosas asumimos que una vez más, tomamos lo foráneo y lo adaptamos.

Volviendo al espacio físico donde está emplazado este local de comida chileno-japonesa, su reducido tamaño impide considerarlo como un panorama para ir, por ejemplo, en pareja a degustar la carta. Agreguemos que la zona no tiene nada de atractivo como para visitar o distraerse antes o después al estilo de barrios como Brasil o Yungay en el Santiago antiguo, no obstante, es este aire residencial del sector donde estos muchachos alcanzan su fuerte ya que su fama por la calidad de sus preparaciones y la innovación de estas se expande rápidamente.

Llendo a lo sustancial, recomendamos acudir en persona, especialmente la primera vez, a José Miguel Carrera #548, esto es entre Claudio Gay y Toesca. Caminando tres cuadras desde el metro Toesca, notarán en la ruta que el estilo y despliegue de ‘Muteki’ dista mucho de los recursos de otros locales dedicados al rubro pero como decíamos, esto es porque el enfoque de nuestros amigos en cuestión es precisamente la comida para llevar. Sigue leyendo

[CRÓNICA] A tres años del 27/F (II)

(Continuación…)

Sin comunicaciones, la madrugada avanzaba rápido y seguramente al igual que yo miles perdían la energía de su celular que no daba ninguna pista sobre el bienestar de los suyos.

Rápidamente comenzó a circular la versión entre murmullos que la Presidenta Michelle Bachelet se había desplazado hasta las oficinas de la Onemi. Con esa premisa luego del pucho reincidente tuve que decidir qué hacer mientras las camionetas de Gobierno ya se iban a calle Beaucheff. Optar si pedaleaba hacia el costado del Parque O’Higgins donde estaban llegando todas las autoridades o velaba por mis propios intereses.

Ya era tipo 5 AM, con luces repuestas en la Plaza de la Constitución y opté por insistir yendo a Fanor Velasco. De nuevo nadie, filo. Ya aclarando y sin teléfono, algo me dijo que si los aparatos móviles no daban «pie con bola», debía tratar con los fijos. Con las llaves del cibercafé de Echaurren en el Barrio República, decidí ir allá para probar suerte.

ciberYa de cielo celeste doblando por Echaurren, apenas a pasos de Alameda entre las dos salidas sur del metro República, cada cierto trecho habían personas afuera de las casas con sillas, frazadas y una radio. Tuve que mover los escombros para poder abrir los candados, con algo de temor al ver una construcción vieja, agrietada y con restos de fachada esparcidos hasta mitad de calle. Nada de movimientos bruscos pero con relativa rapidez para ingresar.

Dentro me alegró ver que todo estaba en relativo orden; una tele en lo alto de un mueble como si nada y al revés, sillas caídas, y exhibidores con artículos de librería en el suelo. Las antiguas paredes de adobe y sus techos altos agrietados, pero mi objetivo principal, el teléfono fijo funcionaba sin problemas. Cogí $200 y marqué a mi papá. Me dijo que en el bus a Santiago no lo habían sentido mucho, que estaba bien y sólo se dieron cuenta cuando empezaron a sonar los celulares informando de lo sucedido. Curiosamente muchos en ese bus iban desde Coquimbo hasta la zona cero en el Biobío.ciber 2

Los siguientes llamados fueron a mi polola y su familia, todos bien y también mi tía aún nerviosa en un departamento en un décimo piso en Viña del Mar. Me decía que estaba bien y en eso… otra réplica, fuerte. La sentí primero porque estaba apoyado en la pared y salí corriendo por mi vida al medio de la calle. Los que estaban más allá con frazadas me miraron extrañados hasta que también sintieron este nuevo temblor y se alejaron -era que no- desconfiados de las ya desprovistas fachadas.

Sigue leyendo

[CRÓNICA] A tres años del 27/F (I)

27f

Sombras en una noche para no olvidar

Posiblemente ya lo he contado antes, pero la madrugada de aquel 27 de febrero de 2010 es algo que no se olvida fácilmente. Un terremoto de más de 8 grados con el que te cuesta mantenerte en pies es una de esas cosas que recuerdas y pueden emocionarte para siempre. En varias circunstancias se parece a este 2013; luna llena y familiares de visita.

Arrendaba una pieza desde 2005 en el Barrio Yungay. Casa antigua, un castillo. Segundo piso y un solo espacio, baño común pero con comodidades que se van haciendo queribles con los años. Aún así pese a tener dos empleos modestos -en Radio Portales y un cibercafé en República- que complementaba con mi tesis universitaria, me daba mis lujos; llevaba una semana de regreso después de haber estado en Brasil -cortesía de mi hermana- y por esos días esperaba que mi otro medio hermano volara a Chile junto a un amigo para ir a pescar a la Patagonia. Otra invitación bienvenida.

huerf

El 27 de febrero era noche de viernes para sábado y me había dormido hace poco terminando de ver una película. Sólo desperté cuando la cama de mi improvisado loft se movía como una hamaca y de fondo relámpagos y flashes de los transformadores explotando se fundían con los gritos aterrados de la diversidad de mujeres inmigrantes y niños poco acostumbrados a esos remezones.

Eran las 3:34 AM. Cuando puse el primer pie en el suelo de madera de mi pieza y en la oscuridad más absoluta sentía que pisaba gelatina mientras el cuarto seguía moviéndose. Era un shampoo que me había comprado, gigante, barato y que tuve la mala idea de poner sobre un closet que tenía hace poco. Vidrios, mucho descontrol e incertidumbre desde afuera que contrastaban con la quietud de la noche, más oscura que nunca, curiosamente pese a la luna llena. El terremoto era eterno. Sigue leyendo

Semana veloz

Queda la nada señores! A la cantidad de desplazamientos durante este agitado febrero se sumó una oferta de trabajo para hacer pensar a cualquiera y un tour con Ricardo a Viña del Mar y Valparaíso. De hecho ahora me toi vistiendo para ir a despedir a este prócer en -nada más- que el Barrio Brasil y en… Hostelling.

Prometo foto para Pinto. Que rememorazo nos vamos a pegar. Sueño no mucho, ayer aparte del viaje por el dia, la jornada previa con zoologico, despedida, estadio, hizo que durmiera hoy hasta media tarde.

Un abrazo gente, me ducho y parto.

[ARCHIVOS SECRETOS ‘B’] Neurona FM Viña 2013

Happy Holidays.

Happy Holidays.

Cual ‘Hangover’ con cinco amigos deambulando en Las Vegas, la resaca de algunas noches de verano festivalero en Reñaca quedó escuetamente retratada en dos clips que aunque acotados, llaman a la memoria para recordar esos pasajes.

Cortos carentes de las jornadas de terraza e intermitente transmisión radial pero que aparecen desempolvados para sumar a la leyenda del verano 2013.

Lo omitido de seguro es lo que más recuerdan los miembros de esa casa estudio. Eso no cabe en un vídeo jeje…

Archivos descargables

Clip 1: Alonso, Buyo, Berro, Mauro.

Clip 2: Alonso, Ozzo, Montero, Berro, Buyo, Camila.

Fin de febrero a todo vapor…

Se me juntó todo; la visita de mi hermana, Thom y las niñas al departamento, la vuelta desde Coquimbo, las idas a Viña y la breve gira por Chile del che Ricardo Villasanti desde Uruguay. Hoy, toi raja.

Esta jornada fue ingrata, me devuelvo con 6×1 en contra luego de ver U. de Chile ante San Marcos de Arica en Santa Laura. Entradas carísimas y una odisea conseguirlas. Fui con che Ricardo. Por la mañana fuimos con la Mayito y todos al Zoológico de Santiago, eso deteriorado pero que nos evoca tantos recuerdos.

Toi cansado pero aún estoy lejos de terminar mis compromisos. Veo los Oscar’s, mañana vamos a Valpo con el che, luego volvemos y el martes lo despediremos antes que viaje el miércoles. De ahi a Viña espero a rematar el certamen por Neurona Fm online. Para los que pensaban que sin trabajo estaría en mi casa tirándomelas, eso definitivamente no ha pasado.

[CINÉFILO PROMEDIO] «Intocable (Amigos – Intouchable)»

La vida es bella, pese a todo.

La vida es bella, pese a todo.

Para variar la traducción del título es nefasta y devela uno de los secretos mejor guardados de la película, y en cambio «Untouchable» va más al trasfondo social de la cinta y cómo lo inalcanzable o aparentemente intocable puede ser más vulnerable, desprejuiciado y cercano de lo que pensamos, una hermosa moraleja.

Si uno de los protagonistas aparece como un tetrapléjico de inmediato pensamos que la película va en una dirección, pero ojo, déjese sorprender.

Sorprendió mucho que para ser un film que arrasó con la taquilla en Europa y Norteamérica, no haya estado entre los nominados al Oscar. Se dijo que era para no coincidir con la también gala ‘Amour’, y otros en cambio interpretaron que la cinta fue hecha precisamente para ganar una estatuilla y la Academia hollywoodense golpeó el timón para demostrar que puede ser impredecible.

Al margen de lo que decidan hacer los gringos, la historia de este par tan diferente en la siempre entrañable Paris es recomendable. Véala en pareja, con amigos, en familia, da lo mismo. Se pasa rápido y emociona para ambos extremos, logrando eso tan complicado a veces como emocionar de sentimentalismo y luego de alegría.

Para los más críticos los lugares comunes pueden ser algo que les resulte poco interesante, pero como siempre decimos, los guiones que respetan los hechos reales en los que están basados, tienen un toque especial, bravo por eso.

Al diablo con Hollywood, la gente también tiene sus favoritos.

5😉 Para ver y disfrutar.

[CINÉFILO PROMEDIO] «Protegiendo al enemigo (Safe House)»

Acción de la buena.

Acción de la buena.

También llamada «El Invitado» esta cinta protagonizada por Ryan Reynolds y Denzel Washington que también las hace de productor, no se sale de aquellas donde el espectador por perverso que sea lo que interpreta el afroamericano, de alguna manera se ‘abuena’ con él.

115 minutos de acción, de buena factura, rápida, con una trama ni tan original de gringos haciendo y deshaciendo en tierras foráneas pero con personajes de carne y hueso, algo lejos del melodrama, es decir ni los malos son tan malos, ni los buenos tampoco. Salvo Reynolds, quien adeuda ese rol de pillo.

Pese a que la recomiendo, lamentablemente -aunque no comento tramas para evitar contar la película- el film se hace algo predecible en algunas secuencias, pero de todas maneras es entretenida y a la larga, ya hemos aprendido que no todo es lágrimas y drama, también hay que tener balas y persecuciones de vez en cuando.

Es cierto, está por debajo de otras del género pero si a su padre le gustaba Charles Bronson y hace rato no ve una película con él, de repente esta le puede interesar, siempre que casi dos horas no se le hagan demasiado tiempo.

4🙄 Para amantes del género del thriller.

[CINÉFILO PROMEDIO] «La pelea de mi vida»

¡Pegá che, pegá!

¡Pegá che, pegá!

Partamos por decir que esta pieza de cine latinoamericano, viene desde Argentina, que está bastante por encima de nuestra pseudo industria cinematográfica e incluso puede darse el lujo de lanzarse a temáticas más osadas al momento de pensar en largometrajes.

Esta película daba para serie televisiva más que para un film, sin embargo las películas en nuestro idioma tienen un plus que muchos aún no descubren y que puede apreciarse en varias escenas de esta obra.

Hijo perdido, papá soltero, madrastra materialista y superficial y otra serie de factores cliché que hacen de esta película algo difícil de encasillar. ¿Por qué? porque no es drama, no es comedia y no es acción. Es una mezcla extraña con muchas frases para el bronce y sin mucho peso de guión.

Quizás porque verla en un bus te ‘obliga’ en cierta medida a prestarle atención, al paso de los kilómetros estos se hacen llevaderos pero como reitero, está de más ser exigente.

Como siempre sin contar la trama, sólo les anticipo que si esto fuera una pelea de box, hubiera gente que se habría ido u otros al finalizar el espectáculo harían más de una mueca o insinuarían el regreso de su dinero. Pero como esto es cine…

2🙄 Pase a la siguiente, si no hay nada más vea cine latinoamericano, siempre se agradece.

[CINÉFILO PROMEDIO] «Pitch Perfect» (Dando la nota)

Glee style mix.

Glee style mix.

Siempre viajando en bus, nos encontramos con esta película teen, muy típica estadounidense, de una universidad en el interior con competencias de canto, muy oportuna para la onda ‘Glee’ que el año pasado tuvo muy buena acogida.

En estas latitudes es innegable la cantidad de fans de esta serie y que se suman a quienes disfrutan del canto en el cine. Por alguna razón el público femenino está entre quienes prefieren estas tramas, no por lo livianas sino por lo llevadero y de buen ánimo que te pueden dejar al terminar, por lo que enfocar la trama precisamente en mujeres es un punto favorable.

Predecible, es una mezcla muy rara entre la mencionada ‘Glee’ por el factor de competencias pero que también se mezcla con las típicas películas de Hollywood sobre adolescentes de relaciones románticas y algo de condimentos estrafalarios. Esos son precisamente los momentos que sorprenden en este film porque -como lo suelen hacer estas cosas- a veces te sacan de onda con esos sketch tan norteamericanos cuyo humor hilarante o fuera de lugar de pronto cuesta entender.

Raya para la suma. Película típica destinada a deambular eternamente en el cable a la espera que una tarde cualquiera la vea, no importando si empezó hace rato o no.

2👿 Típica película teen.